Blogia
el blog de placido :-)

Suramérica en Amara

Suramérica en Amara ¡No sabéis qué rato más agradable acabo de pasar! Mi madre me ha contado que los sábados por la tarde suele haber suramericanos en las canchas del insti Peñaflorida, en el barrio de Amara (Donostia). Que van allí a reunirse, a hacer deporte y a escuchar música.

Pues allá que me he ido con la cámara de fotos y el cuaderno (al contrario que Begoña del Teso yo sí tomo notas ;-)), y acá que les traigo un articulito para que ustedes lo disfruten!!!

He estado hablando con un encanto de persona, Jacqueline, a la que llaman “la encargada”. Estas reuniones son posibles gracias a ella, porque tuvo la idea de hacerlas y es la responsable. Es una mujer muy guapa, despierta, amable y tranquila. Tiene 21 años y es de Ecuador. Su hija, Ainara, nació aquí y tiene 9 meses. Jacqueline es contable, estudió Ciencias del Comercio y administración de empresas, pero su título no le sirve aquí. Para “homologarlo” tiene que estudiar 2 años más, así que trabaja de repartidora para el Home food service de la calle Reyes católicos. Su prima está terminando los mismos estudios en el centro Nazaret de Egia.

Esta colonia de ecuatorianos, colombianos, dominicanos etc. lleva viniendo a las canchas del Peña cerca de un año. Antes iban al colegio Marianistas, pero como los coches aparcan indiscriminadamente, no podían jugar. Así que a Jacqueline se le ocurrió pedirles permiso a los del insti Peñaflorida. Habló con la directora, y esta le dijo que no había problema. Al principio sólo estaban en las canchas, pero a los 2 ó 3 meses a Jacqueline le dieron también la llave de los lavabos y de los vestuarios. Ella cuenta que lo dejan todo muy limpito, y si ven alguna cosa que puedan mejorar lo hacen, como por ejemplo pintar las rayas de los campos de basket y volley, arreglar un cristal, limpiar algo…

Suelen venir los sábados, domingos y festivos de 2 ó 3 de la tarde hasta las 9 de la noche, más o menos, “mientras esté bueno”. La tía de Jacqueline hace comida ecuatoriana, y mucha gente viene aquí a comer. No os podéis imaginar mi emoción cuando la tía de Jacquie me ha traído un aromático platazo de fritada de cerdo con patatas, agrio y tostado!!! ¡Estaba delicioso! Es un plato de costilla de cerdo frita, que queda como tostada y sabe también a especias ricas-ricas… Para acompañar la carne toman patatas cocidas con una salsa picante, y una sencilla ensalada de cebolla y tomate con aroma de limón llamada “agrio”. Para rematar, el tostado, que son crujientes semillas de maíz tostado. ¡No sabéis qué bueno! También me han invitado a una lata de Coke, más majas… Me han contado que en Egia hay un restaurante donde hacen comida ecuatoriana, pero el cocinero debe de ser marroquí, así que no le salen los platitos con la misma gracia y cariño que a la tía de Jacqueline. La fritada es un plato típico de Ecuador, pero a los colombianos también les gusta y todos lo comen encantados.

Los ejes de estas reuniones son el deporte, que les encanta, la comida, la música y la amistad. Todos se conocen, pero de aquí. “San Sebastián es muy pequeño”, comenta Jacqueline, “y enseguida conoces a todo el mundo”. De vez en cuando viene gente nueva, y gente de aquí que va a mirarles, a charlar o a jugar a fútbol con ell@s, aunque hoy yo era la única “extranjera”. Los chicos suelen jugar a volley o a fútbol y las chicas a basket, pero también juegan todos mezclados.

La música también es muy importante, y no para de sonar. A los ecuatorianos les gusta la bachata, y a los colombianos la salsa. A tod@s en general les gusta bailar pegaditos. Jacquie dice que los ecuatorianos son más románticos, y que les gusta más ese punto del bolero, del corazón. A los jóvenes les chifla el reggaeton y el perreo.

Le preguntó a Jacquie por los “mundiales de fútbol” que hacen en algún campo de Bizkaia, y me cuenta que conoce competiciones de fútbol en las que cada equipo tiene una “madrina”, una especie de animadora que se pone “un vestido ligerito de deporte”, y lleva una banda con el nombre del equipo, por ejemplo “los tigres” o “los duendes”.

Todo este ambiente del deporte, de estar todos juntos en la calle, la música, la comida –importantísima- hace que se sientan un poco como en su país. “Ya sabemos que no estamos allí”, dice Jacquie, “pero nos ayuda a desconectar del trabajo, los problemas, y pasarla bien un rato”. Algun@s vienen porque tienen algunas horas libres, pero a las 8 ó 9 tienen que volver a sus trabajos.

Los hombres trabajan en la construcción, de repartidores de cerveza o en bares y restaurantes. La mayoría de las mujeres trabajan en casas, en el llamado “servicio doméstico”.

“¿Y de qué habláis? ¿De qué tratan vuestras conversaciones?” le pregunto a Jacquie. “Miramos cómo juegan y comentamos: este corre más, ése juega mejor… También hablamos de los papeles, de nuestra casa, de si uno que se ha ido a bailar, otro que ha salido hasta las tantas…”.

A algun@s les gusta mucho salir. Suelen ir a La luna, en la calle larramendi, y al Pepo, en la calle San marcial. Los más fiesteros suben al Mr. White de Illumbe, y luego pueden seguir todo el día siguiente, y el siguiente… “Algunos hombres empiezan a beber el viernes por la tarde, y se pueden pasarla bebiendo hasta el domingo, o hasta el lunes”, cuenta Jacquie. “Pero, ¿no duermen nada?”, pregunto yo. “Sí, igual se echan un rato, comen, pero siguen bebiendo. Algunos como trabajan repartiendo bebidas en los bares les invitan a cervezas, y así empiezan… Luego hay otros hombres que se toman 6 cervezas y se van a casa.” “Esos son los buenos, ¿no? Con los que hay que casarse…”, le digo yo. Nos reímos.

A Jacquie le gusta que aquí se siente segura por la calle, sin miedo de que le roben el bolso. También dice que la gente es muy amable, que cuando va con su hija le abren las puertas, le ayudan, y eso le gusta. Pero le preocupa que los chavales aquí son un poco “rebeldes”, que fuman desde muy jóvenes, y eso no le gusta. “No quiero que mi hija fume”, dice, “quiero que lleve una vida más recta; y también temo que si se cría aquí, me pedirá muchos caprichos que no le podré dar”. La educación es un punto a favor, porque es mucho más rápida que en Ecuador. Allí hay un ciclo de primaria que dura 6 años, después “el colegio” o educación secundaria que dura otros 6 años, y luego, si tienes dinero y quieres entrar en la universidad, dependiendo de los estudios que quieras hacer tienes que tirarte otros 2, 4 u 8 años más antes de empezar!!! O sea que los médicos empiezan a ejercer a los 40, porque tienen 8 años previos.

He estado charlando también con un grupo de mujeres que estaban con niños pequeños sentadas en el suelo. Dos de ellas eran madre e hija, y las dos acababan de parir. La madre tiene un niño precioso que se llama Mikel, y la hija, que se llama Wendy, una niña también preciosa que se llama Jennifer Naiara. Bien, Mikel es tío de Jennifer Naiara, y ¡sólo es 4 meses mayor que ella! Así que tío y sobrina se criaran juntos… La abuela de Jennifer Naiara estaba radiante, joven y llena de energía y sensualidad. No paraba de sonreír y de jugar con su pequeño.

Después he bajado a la cancha de fútbol con la excusa de que un colombiano me explicara cómo se hace el ajiaco, y allí había más gente. Un señor llamado Carlos Almeida se ha quejado de que a ellos les gusta mucho hacer deporte y no pueden utilizar los polideportivos y esas cosas con libertad. Por último me he hecho una foto con los muchachos que jugaban a fútbol, y que les daba vergüenza abrazarme porque estaban sudorosos. Al final le he abrazado yo al que estaba a mi lado, y todo el mundo alrededor ha empezado a reír y a aplaudir, ha sido muy divertido.

Les he explicado que hago este trabajo porque me apetece, y que no es para ningún periódico, pero que se puede leer en internet. Alguien me ha pedido la dirección del blog para poder verlo. Les he dicho que pronto volveré con el artículo y con las fotos para que los vean, y que me ha encantado conocerles.

Termino con una frase copiada en parte de Manuel Delgado, mi tertuliano radiofónico favorito: “hay más vida en esta gente que en las podridas clases medias que pasean a sus perritos al otro lado de la verja”.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

12 comentarios

Rob -

Ole que wapo el reportaje!!
salu2

Miguel -

pues ten cuidado! dejar de distinguir trabajo y placer es peligroso... empiezas a tener orgasmos en el trabajo y metes horas con tu pareja porque te queda trabajo pendiente! :) al final acabas convirtiendote en un friki como yo! no te lo recomiendo! :)

yo9 -

benne benne benne
...
saca provecho a ese don de gentes!
;D

placida -

Ay, y lo del trabajo... es que lo que hice el sábado se parece bastante a mi trabajo "de verdad", por eso... estoy llegando a un momento en que ya no distingo trabajo de placer, qué cosas...
xxxxx

placida -

Ostras! Soy un poco mongoloid, jejeje, usted disculpe, y gracias por aclararlo!!!!
xxxxx

ñoño -

Cuando me refiero a Corcuera, es a JAVIER CORCUERA el documentalista autor de "la espalda del mundo" y no a JOSE LUIS CORCUERA....

Hang the DJ -

Enhorabuena, me ha gustado mucho el artículo. Me suena extraño eso de "trabajar por puro placer", pero más en el sentido de que esto que has hecho forme parte de tu trabajo que de que sea placentero. No me he explicado nada bien, pero bueno.

placida -

Gracias, estoy contenta con este articulo ;))))

Es la primera vez que salgo a la calle a trabajar por puro placer; y además echaba de menos hacer entrevistas, estar con la gente, porque luego hay un tipo de trabajo periodistico mucho mas impersonal de hacer refritillos de textos ajenos... Oigan pero de Corcuera nada, que horreur!!!! Ni siquiera espía, porque esto no es nada secreto.

Me sorprendió lo bien que me trataron y las historias tan interesantes que me contaron :)))))

xxxxx

Lidia -

enhorabuena por este reportaje. Es precioso y he aprendido mucho.
Un saludo y sigue así.

Adam -

Hola, te he visto en el bar ondarra la semana pasada. Hice un comentario cuando pusiste LCD Soundsystem (era la canadiense..no se si te acuerdas). Mis amigos y yo, nos gustó muchisimo la musica que pusiste. No soy un DJ pero tengo un monton de discos y mucho mas musica en MP3. Me encanta musica en jeneral. Si queires algo o queires hablar sobre musica, me dices.

Saludos.

Miguel -

Que bonito reportaje! :) y qué guay que se junten todos y que compartan tantas cosas... :)

ñoño -

Qué bueno!!!
Me ha encantado el artículo. Ya tenemos a la "Javier Corcuera" de Donosti. La verdad es que me ha dado un poco de envidia sana porque es un trabajo que me hubiera gustado hacer a mi, jajajaja!!
Saludos.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres